8 consejos para mantener una buena higiene bucal

Cada vez más, la salud bucodental está considerada elemento indispensable en la preservación de nuestra salud y por ello es primordial establecer unos hábitos de higiene bucal saludables.

Definida por la OMS (Organización Mundial de la Salud) como “la ausencia de dolor orofacial, cáncer de boca o de garganta, infecciones y llagas bucales, enfermedades periodontales (de las encías), caries, pérdida de dientes y otras enfermedades y trastornos que limitan en la persona afectada la capacidad de morder, masticar, sonreír y hablar, al tiempo que repercuten en su bienestar psicosocial”.

Cada vez más, la salud bucodental está considerada elemento indispensable en la preservación de nuestra salud.

Según Saskia Estupiñán, experta en salud bucodental de la Organización Panamericana de la Salud/OMS: “Las enfermedades bucodentales pueden convertirse en un obstáculo importante para disfrutar de una vida saludable”. Y las cifras no le restan protagonismo: por ejemplo, según la última encuesta de Salud Oral en España del Consejo de Dentistas, cerca del 95% de los españoles padece caries, una de las enfermedades bucodentales más comunes.

“Las enfermedades bucodentales pueden convertirse en un obstáculo importante para disfrutar de una vida saludable”.

En este sentido, es primordial establecer unos hábitos de higiene bucal saludables que nos permitan reducir al mínimo el riesgo de contraer este tipo de enfermedades:

  1. Cepilla tus dientes al menos 2 veces al día. Este es quizás el punto más básico e importante sin el que todos los demás no tienen sentido. Es esencial cepillarse los dientes después de cada comida y hacer uso del hilo dental para prevenir que las bacterias se acumulen en las encías y los dientes.

  2. Usa un colutorio. Puedes complementar tu higiene bucal de cepillado y uso del hilo dental con un colutorio que se adecue a tus necesidades.

  3. Escoge una buena pasta dentífrica. La elección de la pasta de dientes dependerá de las necesidades de cada persona: blanqueadoras, anticaries, para dientes sensibles, etc.

  4. Usa correctamente tu cepillo de dientes. Aunque pueda parecer intrascendente, la forma en que nos cepillamos los dientes es decisiva en la eliminación de las bacterias. Consulta con tu dentista cuál es la mejor técnica de cepillado.

  5. Elimina o reduce el consumo de tabaco. Las encías de los fumadores son más susceptibles a las infecciones porque el tabaco causa una falta de oxígeno en el torrente sanguíneo, lo que reduce el flujo de sangre y nutrientes hacía las encías.

  6. Acude al dentista mínimo una vez al año. Revisar periódicamente el estado de nuestra salud bucodental es imprescindible en la detección a tiempo de enfermedades como la gingivitis, la periodontitis, etc.

  7. Cambia cada 3 meses de cepillo dental. El cepillo dental se desgasta en cada cepillado. Por ello, se recomienda cambiar el cepillo de manera regular para conseguir un cepillado correcto.

  8. Hidrátate bien. La saliva está considerada un protector de nuestros dientes y también un eficaz desinfectante. De esa manera, la falta de saliva hace que las probabilidades de contraer una enfermedad bucodental puedan aumentar.

Con estos 8 sencillos pasos podrás disfrutar de una boca sana y bonita, el mejor reflejo de un cuerpo y una mente saludables.

Si quieres saber más sobre salud bucodental, puedes visitar las páginas de Sensodyne y Paradontax.

Tags relacionados

Volver arriba