Enfermedades no transmisibles en África

En África y en los países en vías de desarrollo, las enfermedades no transmisibles, como el cáncer y la diabetes, suponen una amenaza cada vez mayor. Las previsiones indican que, para 2020, el mayor aumento de la mortalidad por estas enfermedades se producirá en África.

En la reunión sobre enfermedades no transmisibles celebrada por las Naciones Unidas en 2014, una valoración completa de los progresos logrados en cuanto a prevención y control de estas patologías en África destacó la necesidad de generar capacidad de colaboración y de movilización de los grupos de interés —incluida la sociedad civil, los organismos gubernamentales y el sector privado— a fin de promover una financiación global de las enfermedades no transmisibles que haga posible una actuación efectiva y sostenible.

En respuesta a este llamamiento, hemos anunciado una serie de inversiones en nuestra actividad en África por valor de 168 millones de euros. En estas inversiones se incluye una iniciativa para construir el primer Open Lab de I+D de enfermedades no transmisibles de África.

Basándose en el éxito del Open Lab de Tres Cantos, el Open Lab de de África permitirá a científicos de GSK colaborar con centros de investigación de ese continente desde su sede en Stevenage (Reino Unido). Llevaremos a cabo investigaciones para ampliar nuestro conocimiento de las enfermedades no transmisibles en África, contribuyendo a la comunicación de las distintas estrategias de prevención y tratamiento.

Mayor conocimiento

El objetivo de los laboratorios abiertos reside en profundizar en el conocimiento de las variantes de las enfermedades no transmisibles observadas en África (por ejemplo, de la prevalencia aparentemente mayor de casos de hipertensión resistente al tratamiento y de tumores de mama agresivos en mujeres jóvenes).

Se espera que estos datos puedan traducirse en la comunicación de estrategias de prevención y tratamiento, y que permitan a los investigadores académicos y del sector descubrir y desarrollar nuevos fármacos concebidos para atender las necesidades específicas de los pacientes africanos.

El Open Lab apoyará directamente la formación y educación de investigadores africanos que participarán en una cartera de proyectos, generando experiencia local y creando una nueva generación de expertos en enfermedades no transmisibles mientras infunden una buena dosis de «pensamiento africano» en la propia organización de I+D de GSK.

GSK ha creado un fondo de investigación como medida de apoyo a los investigadores que trabajan en África en proyectos del Open Lab para enfermedades no transmisibles.